Día Internacional de la Tierra: ¿cómo ser un cervecero responsable con el medio ambiente?

El día de hoy, se celebra alrededor del mundo el Día de la Tierra. Más allá de un festejo, esta fecha debe usarse para reflexionar sobre nuestro impacto individual y colectivo en el paneta. Aprender, educarnos y tomar acción desde nuestras capacidades es una responsabilidad que todos debemos de reconocer. Para nosotros en The Beer Lab, una de las principales preocupaciones que tenemos es cómo mejorar nuestra sustentabilidad cada día un poco más, evaluando nuestros procesos, el orgien de nuestros ingredientes y la utilización de recursos y energía.

Es bien sabido que la industria cervecera, al igual que la mayoría de las grandes industrias, tiene muchísimo camino que recorrer para considerarse sustentable. La elaboración de cerveza implica el uso de muchísima energía y agua, además de las emisiones de carbono que la transportación genera y el uso de empaques plásticos o no reciclables.

Sin embargo, existen medidas que pueden implementarse en cada uno de los pasos del proceso de elaboración para reducir el impacto en el medio ambiente, y por suerte cada vez son más las empresas que han tomado un paso atrás y han decidido evaluar y modificar sus prácticas. Existen muchísimas medidas que pequeñas, medianas y grandes empresas pueden adoptar.

Ingredientes cultivados de manera sostenible

Antes de hacer cerveza, los ingredientes necesitan ser cultivados y transportados. Utilizar ingredientes que han sido cultivados de manera responsable; sin químicos dañinos, con cuidado de las cantidades de agua que se utiliza, etc, es el primer paso para construir prácticas responsables. El uso de ingredientes locales reduce la necesidad de transportación, lo que disminuye las emisiones de carbono, además de que asegura ingredientes frescos y fomenta la economía de la comunidad.

Procesos energéticos responsables

Al elaborar cualquier producto, se debe tomar en cuenta el tipo de operación que se maneja y los equipos que se necesitan. La energía eléctrica resulta uno de los principales aspectos que se pueden manejar; invertir en equipos ahorradores, disminuir el uso innecesario de corriente, y sobretodo asegurarse de que los procesos sean energéticamente eficientes (que no se desperdicie energía) es clave para reducir el consumo.

De la misma manera, al usar gas para ciertos pasos del proceso puede resultar más sencillo, pero también es necasrio asegurarse de que la quema sea eficiente.

Este aspecto es además bueno para tu bolsillo, ya que a la larga ahorrarás en costos eléctricos o de gas.

Empaques reutilizables o reciclables

Mientras que las grandes empresas han desarrollado empaques verdes con granos u otros materiales, entendemos que para la mayoría de los cerveceros artesanales, la mejor forma de empaquetar y distribuir nuestros productos son las botellas de cristal. Por suerte, estas botellas pueden ser reutilizadas muchísimas veces después de ser desinfectadas, y tienen una larga vida útil. Por otro lado, si se decide usar latas de aluminio, éstas también tienen potencial ecológico al ser recicladas.

Otros tipos de empaques complementarios, como anillos, etiquetas o cajas también pueden ser sustentables, se trata de encontrar materiales reciclados (o reciclables) como el papel o cartón, y alejarse de productos como el plástico o el unicel.

Mantener los desechos al mínimo

Por último, sabemos que a pesar de seguir todas las recomendaciones durante el proceso, es natural que se generen desechos al elaborar cereveza. Sin embargo, esto no significa que tengan que ser desperdiciados; existen muchísimos usos para el bagazo, por ejemplo, como utilizarlo para composta, alimento de animales o hasta para hacer pan.

Además de los desechos de la cerveza en sí, es importante evaluar otros materiales que se usen a lo largo del proceso para ver qué tanto se puede reutilizar o darle un nuevo propósito.

TheBeerLabTeam

Cervezas sin alcohol, ¿se comparan con las auténticas?

Imagen: La Agenda

Una de las tendencias mundiales que hemos observado ganar terreno durante los últimos años es la cerveza sin alcohol. El grupo de investigación IWSR Drinks Market Analysis mostró un aumento en el consumo de cerveza sin alcohol y baja en alcohol en la mayoría de los países. A medida que aumentan las ventas de cerveza sin alcohol, también lo hace la oferta, con cerveceros artesanales, marcas especializadas y marcas de renombre que entran en la categoría.

La motivación detrás de estas bebidas se trata de poder disfrutar el mismo sabor y sentimiento de una buena cerveza sin los efectos secundarios. Con el alza en tendencias de bienestar y salud, muchos consumidores buscan alternativas con las que no tengan que sacrificar la experiencia al tener que elegir entre sano y disfrutable.

El proceso de elaboración de cerveza sin alcohol es en realidad el mismo que el de la cerveza normal. A veces, eliminar o reducir el contenido de alcohol es un paso adicional al final del proceso de elaboración, a través de técnicas como exponer la cerveza al calor o usar la ósmosis inversa. Sin embargo, el aspecto negativo de estos procesos es que el sabor y aromas se ven afectados, por lo que muchas compañías están buscando desarrollar nuevos procesos.

La cervecería Heaps Normal, por ejemplo, logró elaborar cerveza con una levadura no tradicional que no creaba tanto alcohol en el proceso de fermentación, que se puede comparar con la elaboración de kombucha. Al igual que la kombucha, incluso las cervezas sin alcohol pueden tener un rastro de alcohol, ya que los productos se consideran no alcohólicos cuando tienen un ABV de menos del 0,5%.

El sabor es sin duda alguna el principal obstáculo de las cervezas sin alcohol, ya que muchas de ellas pueden ser blandas o aburridas comparadas con sus contrapartes auténticas. Los consumidores que eligen estas cervezas parecen estar dispuestos a sacrificar el sabor por el bajo contenido alcohólico, pero esto se convierte en un problema al intentar expandir el mercado.

Además, debido a que son muy recientes es difícil saber cómo calificar estas cervezas, ya que usar sistemas de puntuación destinados a cervezas regulares hace que los resultados sean muy variables. The Guardian juntó a 5 voluntarios para calificar algunas de estas cervezas, donde la mejor calificada recibió sólo 68 de 100 puntos.

Por supuesto, al ser una moda reciente, las recetas de cervezas sin alcohol no están ni cerca de perfeccionadas, por lo que es comprensible que aún se estén estableciendo las pautas y el gusto por estas bebidas en el mercado. Sin embargo, es una de las corrientes cerveceras que debemos seguir de cerca, ya que tiene mucho potencial para convertirse en la next big thing en el mundo de la cerveza.

TheBeerLabTeam

Heineken transforma cerveza desperdiciada en energía verde

Imagen: Tendencias.mx

Desde el inicio de la pandemia, el gobierno de Reino Unido tomó la decisión de cerrar al público pubs y bares, y hoy más de un año después, todavía están cerrados. Además del impacto económico, el desempleo y el cierre de muchos negocios, la British Beer and Pub Association (BBPA) estima que alrededor de 87 millones de pintas se habrán desechado como resultado de los cierres de pubs, lo que equivale a £ 331 millones en cerveza.

Sin embargo, la fábrica cervecera de Heineken en Manchester ha encontrado una forma innovadora de convertir esta cerveza desperdiciada en energía verde. Como parte de su estrategia de sostenibilidad Brewing A Better World, Heineken buscó aliviar la situación.

La máquina que antes era utilizada para llenar los barriles de cerveza destinados a los pubs ahora se utiliza al revés; para vaciar miles de barriles. Luego, esta cerveza se convierte en energía verde y se utiliza para alimentar los hervidores de cerveza y los pasteurizadores de la fábrica.

Desde mayo de 2020, la cervecería ha procesado 83,210 barriles de cincuenta litros. Según Heineken, esto es suficiente energía para la calefacción de casi 28,000 hogares promedio en el Reino Unido por un día, hacer 45,488,120 tazas de té o energía 6,317,794 horas de maratones de series.

Los miles de barriles llenos, que no se pudieron enviar a los pubs debido al cierre, se vacían y la cerveza se almacena en recipientes de elaboración vacíos antes de ser procesada en la planta de tratamiento de aguas residuales. Luego se coloca en el digestor anaeróbico de la EDAR, que convierte el alcohol de la cerveza en biogás. El biogás, que es 100% sostenible y renovable, se utiliza para complementar la energía que la fábrica necesita.

Además de vaciar los barriles, una unidad combinada de calor y energía (CHP) convierte el biogás en calor y electricidad. El biogás también se convierte en calor en las calderas de vapor que utilizan equipos de última generación.

La EDAR ha estado funcionando a plena capacidad, procesando el equivalente a 70.000 litros de cerveza al día.

A pesar de que ciertamente sigue siendo una pena que tan grandes cantidades de cerveza no puedan ser utilizadas para su propósito, este tipo de iniciativas demuestran que las tragedias de la pandemia pueden convertirse en innovaciones que además de resolver un problema, representan el camino hacia la sustentabilidad, que es hacia donde todas las grandes empresas deberían estar dirigiéndose.

TheBeerLabTeam

Fuente: New food

Las empresas que iniciarion la historia cervecera en México

Imagen: Cerveceros de México

A pesar de que la cerveza lleva siglos siendo parte de la cultura popular mexicana, las empresas y marcas que han estado presentes todas nuestras vidas y que reconocemos de manera automática, como Modelo o Cuauhtemoc-Moctezuma, no surgieron si no hasta hace menos de 150 años.

La historia de las cervecerías mexicanas comienza en el siglo XIX, cuando en 1890, se inauguran la Cervecería Estrella en Guadalajara y la Cervecería Cuauhtémoc en Monterrey, convirtiéndose en las primeras cervecerías industriales a gran escala del país.

Cinco años más tarde, en 1896 nació la famosa cervecería Moctezuma en Orizaba, mientras que la Cervecería Yucateca abrió sus puertas en 1899. En el otro extremo del país, la Cervecería Pacífico en Mazatlán surgió en 1900.

Debido a la Revolución Mexicana la industria dejó de crecer, y no remontó hasta la década de los veintes, cuando empezaron a surgir las grandes empresas cerveceras como Modelo, fundada en 1925. Esta misma empresa empezó a exportar cerveza a Estados Unidos en 1930.

Acercándonos a mediados del siglo, en 1943 se creó la cervecería Tecate, que en 1954 lanzó al mercado la primera cerveza mexicana en lata. Después, en 1960, Cuauhtémoc creó la famosa caguama, cuya popularidad sigue vigente hasta el día de hoy.

La industria se mantuvo estable y exitosa durante los siguientes años, y en 1985 las mayores cervecerías, Cuauhtémoc y Moctezuma, se unieron y crearon la empresa que hoy en día es operada por Heineken, y que es responsable de marcas como Indio y Dos Equis.

Definitivamente la evolución de la cerveza en México ha sido un camino largo y con varios contratiempos, sin embargo el éxito de la industria es innegable. México hoy en día es el sexto productor mundial de esta bebida, y el número 1 en exportaciones. La chela es ahora sin duda alguna una bebida muy mexicana.

TheBeerLabTeam

Cerveceros de México

Cerveza de kimchi: cómo la cerveza artesanal se reinventa con sabores asiáticos

Alrededor del mundo , la cerveza se ha vuelto una forma de experimentación y expresión culinaria que fusiona y reinventa sabores y aromas de diferentes culturas en un sólo vaso. Por supuesto, cada maestro cervecero busca dejar en su cerveza su sello personal, que vaya de acuerdo a su historia. Tal es el caso de Youngwon Lee, un joven cervecero de California, cuya herencia coreana se ha convertido en su inspiración para crear cervezas únicas e innovadoras con su empresa Dokkabier.

En TheBeerLab compartimos esta visión creativa, tomando como inspiración principal, la combinación de ingredientes de nuestra región maya – yucateca para crear cervezas únicas, es por ello que quisimos compartirte esta historia que nos inspira a continuar disfrutando nuestra pasión por la cerveza.

Lee ha trabajado para crear cervezas audaces y únicas, con ingredientes como pimienta Sichuan, chiles Gochugaru o limoncillo, además de modificar recetas tradicionales para usarlas en su cerveza. Lee ha logrado crear una sour beer con microorganismos encontrados en el kimchi, un platillo coreano cuya base es col fermentada.

A pesar de las increíbles creaciones de Dokkabier, la pandemia representó un importante reto, sobretodo porque la empresa sigue siendo muy joven, con apenas un año de existencia. Es por eso que Lee implementó un servicio de entrega a domicilio que le permite a sus clientes más fieles probar los nuevos experimentos salidos directamente de la cervecería.

Hasta ahora Dokkabier ha lanzado 18 cervezas diferentes, algunas de las cuales se han convertido en representantes de la marca, como su Pilsner de bambú, que se ha convertido en una de las favoritas por su increíble balance de aromas. Lee está completamente abierto a las retroalimentaciones de sus clientes, y es gracias a ellas que decide cuáles cervezas convertir en recetas permanentes.

Imagen: Dokkabier

Dokkabier representa la nueva ola de pequeñas cervecerías que ha crecido exponencialmente durante los últimos años en Estados Unidos, y que, a pesar de grandes dificultades por la situación actual, han marcado la pauta para la innovación en bebidas que marcará los años por venir. Veremos cada vez más cervezas extravagantes, atrevidas e inusuales que convertirán lo que históricamente ha sido un mercado tradicionalista en una nueva explosión culinaria.

TheBeerLabTeam

SF Chronicle

¿En qué parte del mundo es más barata (y más cara) la cerveza?

Imagen: Expensivity

En México, la cerveza es una bebida casual, fácil de conseguir y con un precio relativamente accesible, lo que la hace la bebida alcohólica por excelencia para todo tipo de eventos durante todo el año. Un mexicano rara vez pensaría en una cerveza como un artículo de lujo, cierto? Sin embargo, hay países en los que los precios de esta bebida son tan descabellados que parecen mentira, como ha demostrado un reciente estudio de Expensivity.

Imagínate pagar casi 10 euros (240 pesos mexicanos) por una lata de cerveza 330 ml. Suena completamente irreal, pero en Qatar, ese el precio promedio de la bebida. Este precio, el más elevado del mundo, se debe a las medidas del gobierno para desalentar el consumo alchólico, especialmente durante el próximo mundial que se llevará a cabo en 2022.

Siguiendo la lista de precios más elevados, se encuentran Jordania, Pekín y París, donde el precio de una botella de cerveza oscila entre los 5 y los 8 euros, un poco m´sa moderado, pero aún así impactante.

En México, tomando en cuenta precios en supermercados, restaurantes, bares y hoteles de CDMX, el promedio de costo de una botella de cerveza es de 4 euros; alrededor de 90 pesos.

Ahora bien, para beber cerveza barata debes dirigirte sin duda alguna a alguno de estos tres países: Sudáfrica, Ucrania y Argentina, donde el precio no supera los 2 euros por botella. Las capitales de estas ciudades están listadas como los lugares con la cerveza más barata del mundo.

Por supuesto, tenemos que tener en cuenta las condiciones de cada uno de estos países, como el salario mínimo o cuestiones ideológicas y culturales que impactan el consumo de alcohol. Sin embargo, esta lista es interesante, ¡sobretodo para planear tu siguiente viaje cervecero on a budget!

TheBeerLabTeam

Beneficios de utilizar ingredientes orgánicos en la cerveza artesanal

Imagen: Maltium

Gran parte de la identidad de la cerveza artesanal se basa en sus ingredientes, que garantizan la calidad de sabores, aromas e incluso colores. Entre las miles de ocpiones que existen en el mercado, elegir ingredientes orgánicos tiene notables beneficios en la cerveza:

1. Garantía de calidad e información

Al comprar ingredientes orgánicos te aseguras de que el productor está apasionado por su trabajo, ya que estar certificado significa seguir regulaciones precisas y estrictas. Debido a que los productores orgánicos son a menudo agricultores independientes, son más accesibles de manera personal y directa.

2. Sabores auténticos

A pesar de que los gustos en sabores son muy subjetivos, los ingredientes orgánicos garantizan sabores fuertes y auténticos, ya que contienen nutrientes diferentes a los cultivos convencionales que dependen de fertilizantes sintéticos, lo que afecta la concentración y complejidad de los azúcares y compuestos, afectando los sabores. Trabajar con ingredientes locales frescos definitivamente le permitirá tener acceso a ingredientes que son intensos, puros y con carácter.

3. Son mejores para la salud

Así es, la buena cerveza es nutritiva: es una fuente de proteína y vitamina B, con antioxidantes comparables a los que se encuentran en el vino, y contiene minerales esenciales para una dieta saludable. La cerveza también tiene increíbles beneficios para la salud: propiedades anticancerígenas, reduce el riesgo de enfermedades cardiovasculares, ayuda a prevenir la demencia y las enfermedades coronarias y reduce el estrés.

4. Es mejor para el medio ambiente

La agricultura sustentable mejora la fertilidad del suelo, aumenta la biodiversidad, reduce el impacto de los productos químicos nocivos, reduce la huella de carbono y se transportan menos ingredientes largas distancias.

5. Ayuda a los productores locales

Consumir ingredientes locales promueve el comercio justo, además de generar empleos en tu comunidad y fomentar la prosperidad de las familias locales.

TheBeerLabTeam

Los 10 países que más consumen cerveza en el mundo

Imagen: Expensivity

Alrededor del mundo, la cerveza tiene diferentes niveles de importancia dependiendo de las diversas cuestiones culturales, religiosas o económicas de cada país. Seguramente, al pensar en cerveza hay algunos países que te vienen a la mente de manera automática, como Alemania o Bélgica, pero al medir qué países beben más cerveza al año, los resultados podrían sorprenderte.

10. Bégica

Fuera de lo esperado, el país belga se encuentra en el número 10 de la lista, con una media de consumo per cápita de 299 cervezas al año. Este país es uno de los destinos cerveceros más famosos debido a la gran variedad de cervezas tradicionales que posee, además de una cultura cervecera con siglos de historia.

9. Sudáfrica

La posición de este país en la lista podría parecer extraña, pero al considerar que es uno de los países donde más barata es la cerveza, su media de consumo de 322 cervezas al año tiene todo el sentido del mundo.

8. Bosnia-Herzegovina

Este pequeño país europeo es conocido por su conflictiva historia, pero es también un lugar con una rica cultura cervecera tradicional que le permite alcanzar un promedio anual de 331 cervezas per cápita.

7. Lituania

Este país báltico consume mayormente cervezas industriales, auqneu existen también algunas marcas nacionales muy populares, lo que les otorga el puesto 7 con 349 cervezas al año.

6. Panamá

Siendo el primer país latinamericano en entrar a lista, los panameños se ganan el lugar con su consumo anual de 373 cervezas por persona, siendo de hecho el país que más bebe cerveza en Latinoamérica (así es, incluso más que México).

5. Austria

Llegando al top 5, regresamos a Europa, donde Austria no podía faltar con sus 389 por persona al año en promedio. Este país cuenta con una historia cervecera importantísima, con tours y festivales tradicionales dedicados a la bebida.

4. Polonia

Otro país caracterizado por su tradicional gusto por la cerveza es Polonia, en donde los ciudadanos consumen 398 cervezas por año en promedio.

3. Alemania

Por supuesto, Alemania debía tener uno de los puestos más altos, aunque no el primero, ya que los alemanes consumen un promedio de 411 cervezas al año. Con grandes festivales con fama internacional, además de cientos de años de historia, es sorpredente que no se encuentre en la primera posición.

2. España

Legando al segundo lugar, parece que la fama de los españoles de amar la cerveza está bien merecida, ya que al año un habitante promedio consume 417 cervezas. La península Ibérica tiene una interesante historia con la cerveza, con miles de años de antigüedad.

1.República Checa

Encabezando la competencia, se encuentra un país que puede pasar desapercibido. En la República Checa, sin embargo, se consumen 468 cervezas por persona al año. Es decir, un promedio de 1.2 cervezas diarias. Sin duda alguna, se merecen el título.

Y a ti, ¿Qué país te resultó más sorprendente del listado? ¿Esperabas ver a México o algún otro país en la lista?

TheBeerLabTeam

Fuente: Expensivity

Arcarelle, la bebida para una borrachera sin resaca

Imagen: El español

El alcohol siempre ha sido una pieza clave de la cultura, sobretodo por su capacidad para animar ocasiones sociales y fiestas. Sin embargo, todos sabmeos los graves efectos que los excesos pueden generar en nuestro organismo, tanto física como mentalmente. La resaca es el castigo por excelencia por beber desmedidamente, pero también debemos tomar en cuenta los daños que el alcohol puede ocasionar en nuestros órganos.

Pero, ¿qué tal si existiera una alternativa al alcohol, que tuviera los mismos efectos pero sin las consecuencias negativas?

Esta idea no es tan descabellada, ya que un un neurocientífico llamado David Nutt, director de la unidad de neuropsicofarmacología en el Imperial College de Londres, ha trabajado desde hace varios años para sintetizar químicamente una bebida capaz de reemplazar al alcohol.

Esa alternativa lleva por nombre Alcarelle y es un compuesto molecular cuyo objetivo es reemplazar a las sustancias alcohólicas en la fabricación de varios tipos de bebidas. De acuerdo con el profesor Nutt, el compuesto garantiza las sensaciones positivas del licor pero sin dañar al organismo.

Cuando ingerimos alcohol, en nuestro cerebro se afectan ciertos neurotransmisores que nos hacen sentir animados, confiados o algo somnolientos. Esto quiere decir que existe el potencial de que se aíslen los subtipos de ese receptor para obtener los efectos deseados de la bebida y evitar los subtipos que producen los efectos negativos, y así evitar la intoxicación o adicción. La composición molecular de Alcarelle está específicamente diseñada para no tener efectos nocivos en los órganos, así sean el hígado, los riñones o el intestino.

Nutt y su equipo durante han pasado los últimos 10 años en desarrollar esta sustancia, en los que han desarrollado y probado compuestos que se dirigen a receptores cerebrales extremadamente específicos para conseguir el resultado deseado.

Sin embargo el camino que falta para poder encontrar Alcarelle en el mercado no es nada sencillo, ya que lograr que la invención sea aprobada por las agencias regulatorias de bebidas es un reto. Aún faltan algunos años para poder probar por nosotros mismos esta innovadora bebida, pero definitivameente se trata de una invención que abre nuevas puertas no sólo en el mundo de las bebidas, sino en cómo entendemos y jugamos con nuestros cerebros.

TheBeerLabTeam

Fuente: Infobae

Empaques de cerveza eco-friendly

Como sabemos, durante los últimos años ha existido una tendencia global por el cuidado del medio ambiente, ya que los humanos hemos empezado a darnos cuenta de los efectos negativos que hemos generado en el mundo y que debemos actuar antes de que sea demasiado tarde. Como parte de estos esfuerzos, desde cada industria se han creado innovaciones ecológicas que se adaptan a las necesidades de consumidores y empresas por igual, y en el caso de la cerveza esta discusión se centra alrededor de una parte esencial de la industria: los empaques.

En el caso de la cerveza, los empaques son desarrollados con características especiales para mantener la calidad del producto, protegiendo la cerveza de la luz y otros factores que pueden afectar sus aromas y sabores. Mantener estas cualidades en una alternativa de empaque ecológica es un reto.

En general, en el mercado podemos encontrar cerveza en dos presentaciones básicas: latas de aluminio o botellas de vidrio. Si bien es cierto que la latas son reciclables, los anillos de plático que se usan para sujetarlas han sido criticados arduamente debido a sus efectos en el medio ambiente, específicamente en la contaminación de ecosistemas marinos. Por esto, se han creado varias alternativas, incluyendo anillos hechos de un material biodegradable a base de cebada o trigo.

Por otro lado, también se han puesto a prueba otras alternativas, como pegamentos para las latas que no afecta el proceso de reciclado o el prototipo de latas de cerveza enroscables.

Para nosotros en TheBeerLab, la sustentabilidad es de suma importancia. Al ser nuestras operaciones locales, nuestras cervezas son envasadas en botellas de vidrio que son completamente reutilizables bajo previa desinfección, además de usar paquetes hechos de cartón reciclado para mantener nuestros deshechos al mínimo. El impacto empieza desde pequeño, y creemos que es responsabilidad de todos asegurarnos de mantener nuestro planeta.

TheBeerLabTeam